"Lo único que me duele de morir, es que no sea de amor"
Gabriel García Márquez

miércoles, 8 de agosto de 2012

recuerdos, sueños y pensamientos


Su sueño acariciaba la realidad. Cuando llego a la cima, un viento impetuoso la mecía junto al compás de los movimientos de sus ojos, ellos intentaban abrirse camino en la inmensidad del paisaje. El mar tantas veces imaginado, no tenía comparación con lo que había escuchado, su dorada arena, su agua cristalina, casi el paraíso, casi perfecto. Quedo extasiada mirando desde el faro, su alrededor. Después de una respiración profunda, decidió buscar a los suyos, para tener un día de esparcimiento familiar. Su felicidad era inmensa, sobre todo ahora, que podía pensar en tener un recuerdo.


Mientras Claudio, el elefante, la miraba perplejo, por el buen equilibrio que hacia arriba del palito mondadientes.


Mas cuentos, sueños o pensamientos en casa de María José. 

56 comentarios:

ana dijo...

La imaginación al poder. Quien no tiene recuerdos no ha vivido, hacen falta para saber que un día sentimos.

Un beso.

Kaas dijo...

Y quien no tiene recuerdos tiene imaginación. Un mundo maravilloso por seguir, por descubrir.

Un abrazo.

Mª Carmen dijo...

Y que sería de nosotros sin esos sueños y esa imaginación.Me encanta tu entrada.Besitos

Jose dijo...

Es muy necesario poder tener recuerdos ,por ser señal que has vivido grandes o pequeñas emociones ,pero has vivido,y vives para recordar...

Saludos

ReltiH dijo...

"sobre todo ahora, que podía pensar en tener un recuerdo". EXCELENTE!!!
BESOS

Mariana dijo...

Hola!!
Me ha gustado mucho tu blog!! Me uní!!
Me gustaría que pasaras por el mío...
http://mivomitocerebral.blogspot.mx/
Besos!!

Luis de Burg dijo...

la vida es justamente eso, un mundo distinto en cada ser, que muchas veces no comprendemos porque lo vemos desde nuestra altura, se dice que para entender a alguien y sus sentimientos hay que meterse sus zapatos, y es justamente lo que hoy nos regalas, aquella hormiga había logrado subir un gigantesco faro tan sólo para observar la playa soñada desde una altura que nadie había logrado, ninguno de sus seres queridos había siquiera soñado con ese magestuoso momento, que al hacerlo realidad entendió que sus sueños habían quedado cortos, pero el elefante observaba perplejo aquel ser haciendo equilibrio sobre el pequeño y diminuto mondadientes... que fantástica historia.... una delicia....

Neogéminis dijo...

si se quiere de verdad, se puede!...me alegro por ella que logró conquistar la cima de sus sueños!...espero que el elefante también lo logre un día!

Sara O. Durán dijo...

Era la hormiguita? genial cuento!!!
Besitos de anís.

Javier F. Noya dijo...

Recuerdos para el sueño o la pesadilla, pero imprescindibles al fin. Me encantó el final. Besos.

TORO SALVAJE dijo...

Y yo en cambio soy más feliz si no recuerdo...

Besos.

mariajesusparadela dijo...

Hablando de recuerdos, me recordó una historia de Galeano en la que un niño, viendo el mar por primera vez, ante tal inmensidad ,le dijo a su padre "ayúdame a mirar".

Teresa Oteo dijo...

Genial Cecy! Qué imaginación y esos recuerdos a los que todos tenemos derecho, incluso los seres más diminutos...
Me ha encantado tu historia, llena de creatividad y surrealismo.
Un beso

RECOMENZAR dijo...

volviste que bueno

felicitaciones escritora

Rob K dijo...

Bienvenidos los sueños que embellecen realidades y las realidades que permiten soñar.

Saludos, Cecy.

Lao dijo...

Parece ser que su sueño era tener un encuentro familiar. Saludos Cecy!!

Darío dijo...

Voy a intentarlo yo también, con un mondadientes...

Carmen Andújar dijo...

Bonito sueño e imaginación. No me imagino encima de un mondadientes.
Un abrazo

Tracy dijo...

No hacemos otra cosa que fabricar recuerdos para el mañana.

Ana Galindo dijo...

Los sueños mueven esferas y universos, cuando la fuerza de la imaginación los empuja.

Muy diferente a lo que te he leído en otras ocasiones, pero igual de delicado y de exquisito.

Besos amiga

T.Rex dijo...

"que toda la vida es sueño,
y los sueños, sueños son".

G a b y* dijo...

Cuando se llega al instante "ese", sublime, vívido, incomparable, seguro que la memoria pondrá todos sus mecanismos para que no se nos escape jamás. Es el único recurso que poseemos de tornar eterno lo efímero.
Besitos al vuelo:
Gaby*

Esilleviana dijo...

Qué era? un ratón, el que subió al faro y más tarde tuvo la posibilidad de recordar su hazaña mientras se lo contaba a su familia. Es una estupenda historia Cecy.

Me gustó esta lectura.

Un abrazo

Juan Camilo dijo...

Es un texto hermoso y sugestivo. Queda uno entre lo que puede pasar y lo que puede soñar. Queda uno atrapado en la mirada de un elefante.

saltar del tren dijo...

El mundo dentro de nosotros. Esta vez a todo color con música de fondo y bailarines pequeños danzando sobre las letras...

Natàlia Tàrraco dijo...

En el Circo las pulgas son las estrellas de saltos y equilíbrios, pero para memoria los elefantes. Inolvidable la visión del mar si una lo ve desde la imaginación para soñar paraísos.
Excelente creatividad y poético paisaje desde puntos de vista distintos. Besito contento.

Vagamundo dijo...

Vivir es soñar y fabricar recuerdos. Si son buenos, mejor.

Fabiana Andrea Molina dijo...

Que bonito sueño!!!

Besos
Fabi

RöB Dangal® dijo...

Hola Cecy!
Maravilloso sueño, que con el tiempo se convertirá en un bello recuerdo...
Besote gigante!

RoB

MAR dijo...

Muy bonito!!!
Mis cariños para ti amiga y que tengas un lindo fin de semana, sin frío, falta poquito para la Primavera!!!!!!!!!!!!!!!
Besos.
mar

casss dijo...

Vale la pena construir ese recuerdo a partir del vértigo de una valiosa experiencia.
Un sueño, una realidad, la fantasía: todo al servicio de un breve e imaginativo relato.

Me dejó un sabor dulce, lindo para un viernes a la noche.

Buen fin de semana y besos juverísimos!

maria jose Moreno dijo...

Me imagino a esa pulga sobre el mondadientes y la mirada de ese elefante pero lo que me transmite es lo que se siente cuando llega a lo que se ha propuesto. ese vertigo de la altura de conocer lo irreconocible. de disfrutar y además de compartir, quizás tan importante.
Me gustó mucho. Gracias por participar. Un beso

Marta C. dijo...

Los que ven el mar por primara vez, dicen que es un recuerdo que no se olvida. Es un recuerdo que yo no tengo porque nací en el mar. Muy bonito, Cecy. Besos.

Matices dijo...

El mar, sueño ansiado y con el tiempo recuerdo buscado... Uno se ve tan pequeñito ante tan importante visión, que después lo más grande visto se hace pequeñito y se tambalea.
Me encantó...
Besos

miralunas dijo...

jajajajjaja!!! qué relindo! qué feliz! qué precioso!
me salido como un solcito en el alma.
abrazo por eso.

San dijo...

Así justo Ceci es como me siento cada vez que se me presenta ese mar inmenso. Me lo trajiste ante los ojos.
Un abrazo.

jhony dijo...

lo mas hermoso que nos regalan los sueños es que somos los arquitectos de nuestras propias fantasías en un mundo en que todo se puede pintar a nuestro gusto....

Sindel dijo...

El final me arrancó una sonrisa, el resto del relato es una maravilla también.
Un beso enorme.

Patricia 333 dijo...

Recuerdos, buenos y malos pero los hemos vivido por eso son tan valiosos ,me ha gustado mucho el relato

Un feliz domingo Ceci

Carla dijo...

Me ha encantado la frase: "Su sueño acariciaba la realidad"...

Iré a descubrir más sueños.

Besos.

Abuela Ciber dijo...

Sin importar nuestra pequeñez, siempre encontraremos cimas y sueños.
Precioso leerte y pensar.

Cariños y buena semana!!!

Ricardo Tribin dijo...

Tienes una muy creativa imaginacion. Un abrazo, querida Cecy!!!

Jesús Belly 3114 dijo...

Leerte es poder soñar, Amiga Cecy!!!!
Besos y abrazos desde el Sur de España!!!

Edurne dijo...

Menos mal que puede tener un recuerdo, me parecería de lo más triste no tener esa posibilidad...!

Besitos linda, y feliz invierno, que no pases demasiado frío!
;)

alma dijo...

Hay que soñar, siempre y más allá

Adolfo Payés dijo...

Es de verdad siempre un placer leerte.. me quedo soñando ante tu espacio.


Un gusto visitarte..




Un abrazo
Saludos fraternos..



Eva BSanZ dijo...

Me gusta como empieza el cuento, gracias querida amiga, pasare por casa de Maria José.

Un beso

Armando dijo...

Las vivencias y los sueños, son tan necesarios como el aire que respiramos porque nos ayudan a vivir.
Vengo de la bitácora de Lao y paso a saludarte.
Un cordial saludo desde Gran Canaria. España.

Juan Carlos dijo...

Originalísimo, bello y gracioso relato. La increíble aventura vivida por tu pequeño protagonista resulta delicioso.
Besos.

La Biblioteca de la Morgue dijo...

Hola!!, te escribo desde el blog literario

La Biblioteca de la Morgue,

un blog en el que podrás encontrar reseñas literarias, críticas de películas, concursos y muchas secciones más, ¿Te unes?. Yo te sigo desde ya. Espero que te guste mi espacio ^^. Sin recuerdos no somos nadie. Recordando recordamos siempre quienes fuimos y quienes somos...

¡Nos leemos!

Bisous

La Biblioteca de la Morgue

Karu dijo...

que seria de nosotros sin esa capacidad de imaginar y crear en la mente...
te dejo un beso grande, saludos

Dany dijo...

Recuerdos, sueños pero mucha imaginación. Me gustó ese final de la galera....

Un beso!

MAR dijo...

Un abrazo de buenas noches para mi amiga linda y querida.
Que al despertar un sol enorme brille en el cielo para ti e ilumine tu sonrisa una y otra vez más.
mar

Mª Jesús Verdú Sacases dijo...

Los sueños hacen más apetecible nuestra vida, aunque el mejor sueño es el momento presente y hay que vivirlo y saborearlo con los ojos abiertos

TriniReina dijo...

Equilibrio y recuerdos... Eso ya es suficiente y, si además tiene imaginación...

Besos

Adrian dijo...

Que paradoja que para muchos la tragedia seria perder sus recuerdos y para otros la tragedia es recordar...
Siempre ha de recordar el sueño aquel que lo esta viviendo tanto como el que lo quiere vivir... para no distorcionar su sueño en una realidad muy lejana.