"Lo único que me duele de morir, es que no sea de amor"
Gabriel García Márquez

miércoles, 19 de agosto de 2020

este jueves un relato: La mariposa




Se escuchaba en el silencio de la ciudad solo un sonido como si fuera el silbido de un tren, Simona en puntillas se acercó a la ventana, su piel se le estremeció y sus ojos se abrieron tan grandes que pensó que se les saltarían. Fuera había una gran Mariposa, pero no cualquier mariposa, era inmensa, con todo su cuerpo de diversos materiales: bronce, oro, plata, piezas de reloj que lo componían, y sus antenas eran unas delicadas chimeneas donde salía vapor. Con ojos vidriosos, la extraña Mariposa la miraba.

Le contó que venia del futuro y estaba en su ventana con un propósito, advertirle lo importante que era su vestido por donde se le vuelan las mariposas, que debía guardarlo de manera celosa y tener mucho cuidado, el aroma que desprende el mismo cuando se lo pone en los días bonitos emanaba una sustancia que alegraba la vida donde ella camina. Hay un grupo de inescrupulosos que ya habían estudiado las características del mismo, y no era para buen uso, pensaban raptarla y obligarla a usarlo para su beneficio. La única manera de combatir a esos cretinos era que ellas trabajaran juntas, el efecto de su vestido para el bien solo se combinaba con la maquina mariposa que se creó previniendo ese futuro incierto.

Un ruido estridente se penetro en los oídos de Simona, despertó confundida, miro su placar y allí estaba su hermoso vestido, lo tomo en sus manos y se lo puso, se miró al espejo y se dio cuenta que tenía un mágico prendedor, sonrió y se dijo a si misma que este verano lo luciría cuando todo esté libre de encierro.


Imagen tomada de la web


El ruido estridente solo era la pava que echaba vapor en la cocina que seguro su creadora olvidó de apagar….




mas relatos en casa de Mag






19 comentarios:

  1. Hay prendas que son mágicas y unidas a otras se vuelven verdaderamente maravillosas. Tu relato no solo tiene fantasía sino esperanza.
    Un Abrazo y feliz tarde.

    ResponderEliminar
  2. Tu remate final me ha provocado una sonrisa, Cecy.
    Ciertamente, tu relato es pura alegría, una esperanza, un canto... Me alegra que lo hayas echado por ahí. Has elegido un animal muy simbólico, frágil pero cuyo nacimiento es una prueba muy dura, la que debe superar sí o sí.
    Bello texto y ese marco de tu vestido :-9 y el prendedor.

    Mil gracias por sumarte a la convocatoria y, mira, has logrado cumplir la normal. Debería tener premio. Te aplaudo.
    Muchos besos.

    ResponderEliminar
  3. Dan ganas de raptar a Simona.
    Y no pedir rescate.
    Y cuidarla como el tesoro que es.

    :)

    Besos.

    ResponderEliminar
  4. Oohhh... Una mariposa mecánica a vapor. Me encanta la idea. (aunque sea un sueño). Sin ánimo de dar ideas, (ni de quitarlas), si la amenaza fuera cierta, y hubiera que luchar, eso parece una abentura para el universo de Demi. También me ha encantado la entrada en el sueño de el pitido de la, pava.
    Y el contraste, de la bestia mecánica de la mariposa en acción, con la delicadeza de un vestido que produce felicidad
    Me ha encantado todo
    Saludos y abrazos y felicidadrs

    ResponderEliminar
  5. jeje un gran poder conlleva grandes responsabilidades...ojo cómo usas el poder de ese vestido!!! Un mágico relato, Cecy. Un abrazo

    ResponderEliminar
  6. Que mariposa tan interesante, mágica, un sueño futurista, sin duda Simona comprendió el significado de lo que parece fue un sueño inspirador, y ahora lucirá su vestido con orgullo y belleza.
    Mágico relato amiga cecy, un abrazo se muy feliz

    ResponderEliminar
  7. Simona es en tu espacio, lo que Mara Laira es a mi espacio virtual. Incluso estuvieron juntas en uno de tus relatos.
    Me gustó como llevaste el tema a tu estilo.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  8. Ya sabía yo que las mariposas son muy buenas mensajeras! Me encantó este relato mágico Cecy, besitos y buenas noches!

    ResponderEliminar
  9. Hermoso relato mágico. :)
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  10. La mariposa del futuro, qué bonito sueño, amiga.

    Me ha encantado. Un abrazo

    ResponderEliminar
  11. Fantástico relato futurista, me encanto imaginarlo. Saludos amiga.

    ResponderEliminar
  12. Pobre Simona, contar con semejante poder...
    Los vestidos suelen traicionar a los que miran mariposas, jajaj.
    Bellísimo, besos.

    ResponderEliminar
  13. Los encargos del futuro hay que realizarlos bien.
    De ellos dependerá la especie.
    Un placer leer tu relato
    Beso

    ResponderEliminar
  14. Un vestido con superpoderes, una mariposa biónica y un sueño. Esperemos quecSinona, disfrute de su vestido tan especial con ese orenedor yllegue a descubrir todo su valor.

    Beso grande, Ceci

    ResponderEliminar
  15. Una mariposa maquina y un vestido mágico, es un relato con chispa que me ha encantado leer. Besos.

    ResponderEliminar
  16. Um maravilhoso relato pleno de encanto e magia. Belissimo!

    Besos, e feliz finde.
    A.S.

    ResponderEliminar
  17. Tu relato es un bello efecto mariposa de tus sueños e ideales...

    Me ha gustado. A ver si para ese verano todo ha vuelto a la normalidad, eso es lo que deseo, aunque está muy difícil...

    Abrazo.

    ResponderEliminar
  18. Ventanas...una vez mas. y si, así estamos pasando los días, asomados a las ventanas-
    lo bueno de esta ventana es reencontrarme con tu texto y el vestido de mariposas al que recordaba perfectamente.
    Que linda sorpresa de aquellos tiempos!

    Abrazo grande

    ResponderEliminar
  19. ¡Vaya, todo era un sueño! Aunque habría estado muy bien que fuera realidad ^.^
    Un besazo, Cecy

    ResponderEliminar